Emprendedor y amante de las nuevas tecnologías, empecé mi andadura allá por 2004, cuando dejé mi trabajo fijo como analista programador para poder disfrutar de la incertidumbre del que tiene todo por perder, o ganar.

Me encuentro como pez en el agua gestionando equipos de trabajo, priorizando la parte humana y consiguiendo alcanzar los objetivos y metas marcadas. Y es que siempre he pensado que en una empresa de servicios no hay nada más importante que el equipo de trabajo, un equipo motivado y un excelente ambiente de trabajo nos dan la capacidad no solo de alcanzar los hitos marcados, sino de conseguirlo llevando los resultados a la máxima excelencia.

Desde que fundé VilaTec Information Technologies he aprendido cada día de las personas que me han rodeado, además de mis propios errores. Y es que no hay nada más útil que errar, equivocarse y aprender, levantarse y entonar el “mea culpa” cuando sea necesario. Evadir la equivocación es el principio de un futuro mediocre.

La formación también ha formado parte de mi vida, invertir en mi ha sido y es sin lugar a dudas el mayor acierto. El mundo cambia a una velocidad trepidante, si no logras la adaptabilidad y flexibilidad necesarias, él mismo te expulsará

En el ámbito personal, intento equilibrar la vida familiar con la profesional aunque esto es en ocasiones imposible. Cada uno de nosotros elegimos lo que queremos hacer, y tenemos que ser consecuentes. Entres mis aficiones se encuentra leer un buen libro, un café con los amigos, la historia y de vez en cuando, una comida que se salte la dieta.